La ortodoncia infantil permiten tener una buena salud en los dientes desde la infancia, evitando futuras complicaciones en adultos.

Los padres estamos siempre pendientes de la salud, crecimiento y desarrollo de nuestros hijos. ¿Y de los dientes?

Cuando vemos que empiezan a caer los dientes de leche, nos fijamos cómo los dientes definitivos van saliendo. Es el momento que nos planteamos si todo estará correcto, si la posición que tomarán será la definitiva.

  • ¿necesitará llevar aparatos o algún tipo de ortodoncia?
  • ¿cuándo visitar al ortodoncista por primera vez?
  • ¿Cuál es la edad más adecuada para la ortodoncia en niños?
  • ¿Qué tipos de aparatos existen?, ¿cuál es su precio?…

Primera revisión de ortodoncia en niños: 6-8 años.

Se recomienda una primera revisión de ortodoncia a los niños a los 6-8 años.

Tiene que estar realizada por un odontólogo infantil especializado en la posición y oclusión de los dientes, además del desarrollo de los maxilares.

Nota: En algunas ocasiones el recambio de los dientes se originan antes de los 6 años.

Es bueno valorar asimetrías y desarmonías de los maxilares donde se alojarán los dientes definitivos.

Normalmente, a la edad de 6 años ya han salido los incisivos superiores e inferiores definitivos.

Además van saliendo los demás dientes definitivos y se va desarrollando el crecimiento óseo de los maxilares.

Revisión ortodóntica cada 6 o 12 meses

La revisión ortodóntica nos permitirá saber si el desarrollo es correcto o detectar de forma precoz posibles alteraciones de maloclusión y/o malposición.

Si el recambio dental y el crecimiento son correctos, normalmente se van realizando revisiones periódicas (cada 6 o 12 meses) para controlar que el desarrollo sea el previsto.

Por el contrario, de haber alguna alteración o anomalía, la detección a edades tempranas permite que se pueda intervenir con tratamientos ortodónticos sencillos.

Infancia. Mejor edad para los tratamientos ortodónticos.

La infancia es la edad ideal para intervenir porque los huesos son todavía muy moldeables y los dientes se mueven fácilmente.

Así pueden evitarse tratamientos de ortodoncia a edades más avanzadas, que serán más complejos y también más costosos. Recuerda que la dentadura de tu pequeño de hoy, será la salud de tu hijo el día de mañana.

Tratamiento de ortodoncia infantil en niños

El tratamiento ortodóntico a realizar en niños varía según la edad y el tipo de alteración a corregir.

En general, los tratamientos que se llevan a cabo a una edad precoz suelen durar entre 12 y 18 meses.

Son tratamientos que en el sector conocemos como tratamientos de ortodoncia de primera fase.

Al terminar este tratamiento, se continúan haciendo revisiones de seguimiento para controlar el crecimiento óseo y dental hasta que el niño/a completa el recambio de toda su dentición, aproximadamente alrededor de los 12 años. Durante estas visitas de control se valorará si definitivamente todo es correcto o si es necesario volver a intervenir con lo que llamamos un tratamiento de ortodoncia de segunda fase para poder conseguir un perfecto acabado y posición de los dientes definitivos.

¿Qué puede hacernos sospechar que un niño pueda necesitar un tratamiento de ortodoncia?

A veces las alteraciones en los dientes o estructuras óseas de los niños son tan evidentes, que los mismos padres pueden intuir la necesidad de un tratamiento de ortodoncia.

Algunos indicadores son:

  • dientes apiñados o mal colocados, que no encajan bien.
  • dientes de tamaño desproporcionado con el resto.
  • mandíbulas descompensadas o que hacen ruido
  • morderse las mejillas o el paladar
  • pérdida prematura o tardía de los dientes de leche
  • uso prolongado del chupete y/o biberón
  • succión del pulgar

Sin embargo en otros casos, la necesidad de un tratamiento no es tan evidente. Por ello, es importante acudir a un ortodoncista para una revisión ortodóntica infantil.

¿Qué tipo de tratamiento y de aparatos de ortodoncia necesitará mi hijo/a?

Existen dos tipos dependiendo de si existe o no fijación.

En cuanto al tipo de aparatos para los tratamientos de ortodoncia pediátrica pueden diferenciarse principalmente 2 tipos de aparatos.

Aparatos removibles

Son aparatos de quita y pon fabricados en materiales acrílicos, que se sujetan por medio de ganchos metálicos a los molares.

Se utilizan para corregir unas alteraciones determinadas y su resultado está totalmente relacionado con su uso. Es decir, cuantas más horas se lleva puesto, mejor suele ser el resultado.

Aparatos fijos

Los brackets son los aparatos que van pegados a los dientes más conocidos.

Existen diferentes tipos de aparatos fijos que ayudan a interceptar malos hábitos o a redirigir el crecimiento óseo.

¿Por qué es importante que la revisión y el tratamiento de ortodoncia de un niño sea realizado por un especialista?

Como en todos los sectores, la especialización aporta al profesional conocimientos y experiencia mucho más amplia y profunda.

Un ortodoncista infantil tiene que licenciarse primero en Odontología y después graduarse con el Máster Universitario de Ortodoncia (+3 años)

Este hecho hace que Elena Muñoz Carpi sea la odontólogo especialista en ortodoncia infantil quien aporte todas las garantías de éxito al tratamiento, para el «pequeño Gran Paciente» y sus padres.

Solicita una cita a través de este enlace.

  • 6
    Shares